En un momento yo pensé que la Guitarra no estaba bien construida, aunque hay grandes constructores y excelentes guitarras, pero la idea no me parecía que estuviera bien, me parecía ridículo que la Guitarra tuviera una boca. La tapa armónica está ahí para vibrar, un agujero de tal tamaño es hacer perder la parte más sagrada del sistema armónico que está vibrando yo le sacaría la boca y la pondría en los Aros. Abel Carlevaro

El modelo Carlevaro sólo incluía una de las ondulaciones de la cintura, abandonando la tradicional forma de ocho; sostenía que el formato tradicional era un legado de los instrumentos de arco. Consideraba que el guitarrista sólo necesitaba la curva inferior para el apoyo de la pierna izquierda, por lo que desechaba la curva superior. La boca en realidad se encontraba en todo el contorno alrededor de la tapa armónica, en la zona colindante al aro. En consecuencia substituyó la abertura central, dando espacio al envarillado ideado, y abre la emisión sonora descentralizándola de un punto único, como era la boca tradicional.

JOHN DOPYERA

Es un personaje importante de origen Eslovaco en el mundo de la fabricación de las guitarras. Emigró a California en 1908, en 1920 fundó su propia tienda en Los Ángeles; en 1925 el promotor de vodevil George Beauchamp le pidió que creara una guitarra con mayor volumen, que pudiera destacar sobre otros instrumentos al ser tocada en una orquesta. Dopyera inventó una guitarra con 3 conos de aluminio llamados resonadores, similares a los diafragmas de una bocina, montados debajo del puente, que era más fuerte que la guitarra acústica regular. Su diseño tenía un  tono metálico y también hizo considerar que la tapa armónica funciona muy parecido al cono de un altavoz, lo que nos dio la pauta para un camino diferente sin el orifico al centro, claro es que en los 80 está Carlevaro, y actualmente los franceses Audirac, Burlot, Batson y Mcpherson con sus propios sistemas.

El sonido no es más que una variación de presión de aire que se comprime y se expande periódicamente. Eso es lo que percibimos como sonido. Estas variaciones de presión llegan a nuestro oído, el cual se encarga de procesar esta información en el cerebro. El oído humano capta frecuencias entre los 20 y los 20,000 Hz. Cada Herzio es una vibración por segundo, mientras más vibraciones por segundo, más agudo es el sonido. El principio que usa una bocina es vibrar. El cono normalmente puede ser de cartón, plástico e incluso de aluminio, pero en nuestro caso, la tapa armónica es de madera; la otra diferencia es que en lugar de aplicar una corriente eléctrica a una bobina con un imán que crea un campo electromagnético. Simplemente pulsamos las cuerdas para aplicar energía mecánica a la tapa, la que a su vez genera sonidos que son amplificados por la caja acústica.

   Al modelo de Dopyera acualmente se le conoce como guitarra Dobro, resonador o National Style, fue fundamental para la evolución de la música Bluegrass, el Folk el Country Rock, el Blues y la música Hawaiana.

DOS BOCAS EN LUGAR DE UNA

Existen otros intentos, para desplazar la boca de su posición tradicional, como es el caso del guitarrero español Francisco Simplicio (1874-1932), en cuyo modelo, la boca está ubicada hacia el inicio del traste 15, a los costados del Diapasón; con esto se buscaba mayor vibración de la tapa, pero ya era un adelanto para su tiempo: imaginó dos bocas en lugar de una.

Hermann Von Helmholzt,  (1821 – 1894) A este personaje no le interesaban los instrumentos musicales, sin embargo aporta descubrimientos de gran alcance en el desarrollo de la acústica. Realizó extensos trabajos en este campo, y creó un curioso artefacto conocido como Resonador o Absorbente de Helmholzt, el cual ya presenta dos orificios de salida.

   El artefacto en sí es un tipo de absorbente acústico, creado artificialmente para eliminar un estrecho margen de frecuencias. Consiste en una cavidad con un orificio en el extremo de un cuello, en cuyo interior el aire se comporta como una masa resonante. La frecuencia de resonancia en torno a la cual se produce la absorción, puede llegar a calcularse.

    Lo importante aquí es la forma en que se comporta el sonido en el interior de una cavidad, ya que produce un sonido mayor que las dimensiones físicas del sistema. El resonador  es un instrumento musical electrónico primitivo (uno de los precursores) que no nació como tal, ya que, como antes se mencionó, su inventor era un científico y no tenía ningún interés en las aplicaciones musicales derivadas de sus investigaciones.

En 1863 Helmholtz publicó un libro titulado “Sobre las sensaciones de tono como base fisiológica para la teoría de la música”, donde demostraba de nuevo su interés en la física de la percepción. Este libro influenció a los musicólogos del siglo XX.

Resonador Helmholzt

En el interior el aire se comporta como una masa resonante

La disposición de la gran gama de posibilidades que existen dentro de los llamados Puertos Acústicos, en cuanto a su ubicación en el Aro, nos hizo experimentar múltiples posibilidades, e infinidad de formas de éstos mismos.

Prueba realizada en conexión con el Sr. Sergio Sahagún Villanueva, en donde todavía no se tenían la forma y medidas adecuadas de los puertos, ni se había hecho el ajuste de la construcción interna, pero que aun así resultó de gran notoriedad y crecimiento acústico, en relación a experimentos anteriores.

En este modelo se calculó un Puerto Acústico en la Tapa Armónica en forma de abanico, con un punto focal que inicia a la altura del traste no. 16; la disposición es prácticamente radial a partir de este punto y está ubicado a una distancia de un cm. después del diapasón; claro es que este puerto nos llevó a varias modificaciones más, aunque muy importantes en su momento, porque fueron base para el modelo actual.

 

Ahora sabemos que posición y forma van intrínsecamente ligadas para conseguir el mejor resultado acústico, así como la arquitectura interna: Ambas siguen experimentando modificaciones en la búsqueda de un sonido aún más perfecto.

 

Es fundamental aclarar que los puntos anteriores no son los únicos factores que inciden en la belleza de sonido de nuestro producto; también influyen las maderas utilizadas, el acabado de las piezas, la perfecta dimensión de las mismas. Todo forma parte de una infinidad de elementos que contribuyen al inigualable sonido de nuestras guitarras.

La importancia del modelo MNE radica en la disminución del sistema simplificado; esto implica lo opuesto a los modelo CS y MX, en los cuales el sistema es extendido, es decir que su configuración interna es muy diferente: en MNE el sistema es el mínimo que permite su funcionamiento con buena capacidad; claro, existen límites, pero consideramos que a nivel social puede ser importante porque tenemos muy buenos resultados a  costos más accesibles. Este modelo es muy valioso porque fue en este tipo de maderas dónde se generaron la mayoría de nuestros experimentos que generaron todos los demás modelos. Nos impulsó a eliminar los filetes del contorno entre la unión de la tapa armónica y los aros, puesto que quitarlos obtenemos una posición más libre en la tapa. Debido a esto, las guitarras que posteriormente desarrollamos no lo llevarán, ya que hemos encontrado un mayor rendimiento acústico. ES CS y MX están libres de filetes.

Es importante mencionar a grandes contructotes e investigadores de la actualidad, posteriores a Carlevaro con sus propios sistemas por demás interesantes, es el caso de Gerard Audirac y Bastien Burlot de Francia. En Norteamérica las guitarras Batson y McPherson estas dos últimas de cuerda de metal.

Todos los derechos reservados a Guitarras Caro y Topete

Visita  www.guitarramanouche.com.mx

Aviso Legal

Patente N° Mx/f/2014/000870

Carlos Topete
Ernesto Caro
Carlos Topete
Ernesto Caro
En un momento yo pensé que la Guitarra no estaba bien construida, aunque hay grandes constructores y excelentes guitarras, pero la idea no me parecía que estuviera bien, me parecía ridículo que la Guitarra tuviera una boca. La tapa armónica está ahí para vibrar, un agujero de tal tamaño es hacer perder la parte más sagrada del sistema armónico que está vibrando yo le sacaría la boca y la pondría en los Aros. Abel Carlevaro
Carlos Topete
Ernesto Caro
Carlos Topete
Ernesto Caro
En un momento yo pensé que la Guitarra no estaba bien construida, aunque hay grandes constructores y excelentes guitarras, pero la idea no me parecía que estuviera bien, me parecía ridículo que la Guitarra tuviera una boca. La tapa armónica está ahí para vibrar, un agujero de tal tamaño es hacer perder la parte más sagrada del sistema armónico que está vibrando yo le sacaría la boca y la pondría en los Aros. Abel Carlevaro
Carlos Topete
Ernesto Caro
Carlos Topete
Ernesto Caro
En un momento yo pensé que la Guitarra no estaba bien construida, aunque hay grandes constructores y excelentes guitarras, pero la idea no me parecía que estuviera bien, me parecía ridículo que la Guitarra tuviera una boca. La tapa armónica está ahí para vibrar, un agujero de tal tamaño es hacer perder la parte más sagrada del sistema armónico que está vibrando yo le sacaría la boca y la pondría en los Aros. Abel Carlevaro
Carlos Topete
Ernesto Caro
Carlos Topete
Ernesto Caro
En un momento yo pensé que la Guitarra no estaba bien construida, aunque hay grandes constructores y excelentes guitarras, pero la idea no me parecía que estuviera bien, me parecía ridículo que la Guitarra tuviera una boca. La tapa armónica está ahí para vibrar, un agujero de tal tamaño es hacer perder la parte más sagrada del sistema armónico que está vibrando yo le sacaría la boca y la pondría en los Aros. Abel Carlevaro
Ernesto Caro
Carlos Topete
Carlos Topete
Ernesto Caro
En un momento yo pensé que la Guitarra no estaba bien construida, aunque hay grandes constructores y excelentes guitarras, pero la idea no me parecía que estuviera bien, me parecía ridículo que la Guitarra tuviera una boca. La tapa armónica está ahí para vibrar, un agujero de tal tamaño es hacer perder la parte más sagrada del sistema armónico que está vibrando yo le sacaría la boca y la pondría en los Aros. Abel Carlevaro

Todos los derechos reservados a Guitarras Caro y Topete

Carlos Topete
Carlos Topete
Ernesto Caro
En un momento yo pensé que la Guitarra no estaba bien construida, aunque hay grandes constructores y excelentes guitarras, pero la idea no me parecía que estuviera bien, me parecía ridículo que la Guitarra tuviera una boca. La tapa armónica está ahí para vibrar, un agujero de tal tamaño es hacer perder la parte más sagrada del sistema armónico que está vibrando yo le sacaría la boca y la pondría en los Aros. Abel Carlevaro